A cidade que nos quere

El medio que nos rodea influye en nosotros continuamente: en la conducta, en el estado de ánimo, en la proyección. Habitar espacios amables, acogedores, flexibles y de escala apropiada, influye positivamente en la calidad de vida. Por el contrario, si la lectura que realizamos de un entorno urbano resalta formas angulosas, afluencia de ruido, falta o exceso de temperatura y luminosidad, sobrecarga sensorial o proximidad de desconocidos, la exposición más o menos frecuente a estos ambientes puede desencadenar impulsos de protección, ansiedad, desapego social o predisposición a conductas insolidarias (Ellard, 2016).

Esta relación entre el lugar y el individuo es especialmente intensa en las personasafectadas con enfermedadesmentales graves, pues sus circunstancias personales los hacen más vulnerables ante aquellos espacios que por su diseño o uso puedan resultar aburridos, estresantes o amenazadores.

El  proyecto plantea acercar estas personas, que por lo general se sienten excluidas de la sociedad, a su espacio cotidiano: el barrio de residencia, aquellas zonas recorridas en las rutinas diarias y los lugares en los que despliegan sus actividades habituales. La propuesta se realiza a través de talleres que introducen ejercicios encaminados a fomentar la reflexión, exploración y representación de estos espacios públicos que constituyen su entorno.

LA CIUDAD QUE NOS QUIERE vídeo

Anuncios